«

»

Jun 16

Parásitos de gato modifican tu cerebro

Aparentemente los gatos han dominado algo que algunos humanos hemos tratado de hacer durante décadas: cambiar el comportamiento de las personas modificando su cerebro.

El parásito toxo vive dentro de los gatos y sale en su caca, y de vez en cuando pasa de la caca a las personas donde causa toxoplasmosis (por eso no hay que comerse la caca de gato).

Resulta que una vez en el cerebro cambia su química y hace a la persona más arriesgada y susceptible a morir en accidentes de tránsito, sobre todo de motocicleta. No me extrañaría nada que esto pasara justo después de dejarle todo al gato en el testamento.

Curiosamente en los roedores hace una cosa totalmente diferente: los hace sentir atraídos sexualmente a la pipí de gato. A lo mejor así se apendejan y los hace más fáciles de agarrar. Los humanos siguen mostrando la misma aversión a la pipí de gato.

Entre las lecciones que podemos tomar de esto son, además de no comerse la caca del gato, no chupar la cola del gato, ni usar la arena de gato como aderezo para ensaladas.