«

»

Feb 14

Células madre revierten daños al corazón

Una de las graves consecuencias de sufrir un paro cardiaco es que parte del corazón muere y se convierte en una cicatriz que no ayuda en nada al resto del músculo y, al contrario, le hace más difícil su trabajo y aumentan las probabilidades de un nuevo paro cardiaco. El problema es que las células cardiacas no se dividen como las demás y esta parte dañada no se repara por si sola.

Ahora una terapia con células madre parece capaz de revertir esos daños y convertir esas cicatrices en músculo para que el corazón pueda bombear como lo hacía antes, según investigadores del Instituto Cardiaco del Hospital Cedros-Sinai en Los Angeles.

A un grupo de 17 personas que sufrieron un paro cardiaco les extrajeron células madre de otros músculos, se disolvió el tejido cicatrizado y les inyectaron estas células. Un año después la cicatriz se había reducido a la mitad, un resultado mejor que lo que se había obtenido en la fase de pruebas con animales.

Lo que sigue ahora es llevar a cabo el procedimiento con un grupo más grande de personas y ver si efectivamente hay una mejora sustancial comparado con las alternativas tradicionales. Lo que se espera es que pueda haber una mejora que prevenga un nuevo paro cardiaco y haga a los trasplantes cardiacos poco necesarios.

El resultado hasta ahora es alentador y expertos calculan que este procedimiento pueda estar aprobado para uso común en el año 2016 si todo marcha bien.